Fuera de Foco | CEAPP y algunos de sus “honorables” comisionados

Fuera de Foco | CEAPP y algunos de sus “honorables” comisionados

Por 

CEAPP y algunos de sus “honorables” comisionados

Raúl Arróniz de la Huerta comisionado de la CEAPPInternet

Sin dar a conocer los motivos, el pasado 14 de febrero del año en curso, el periodista y columnista, Mussio Cárdenas Arellano, entregó su renuncia a la Comisión Estatal para la Atención y Protección de los Periodistas (CEAPP) como comisionado de la zona sur. Un mes atrás también dio a conocer que renunciaba al salario otorgado por parte de dicha dependencia gubernamental, pues aceptarlo indicó, lo consideraba como una incongruencia  de su parte al ser un tema por demás ha criticado dentro de su columna “Informe Rojo”.

Las razones sólo Mussio las sabe, pero las olas se levantaron con relación al caso y existe una versión de la verdadera razón que originó su renuncia. Sabemos de la caballerosidad de parte del hoy ex comisionado y columnista, y por lo tanto, jamás la dará a conocer y a la contraparte –es decir, el causante de su renuncia- no le conviene que se sepa, por lo tanto, tendremos que dejar el tema por la paz.

En el ínter de este anuncio, el secretario ejecutivo, Jorge Morales Vázquez indicó que será el Congreso del Estado quien acepte o no la renuncia de Mussio Cárdenas Arellano, lo cierto, es que nadie puede obligar a una persona a estar en un lugar que nadie quiere estar, por mucho Congreso que exista.

Para quienes están alejados de la normatividad que rige a esta institución de gobierno del estado, la exponemos para su conocimiento cual ha sido la tendencia del ejecutivo estatal en la selección de los integrantes de dicho ente, supuestamente “autónomo”, pero la traducción literal, es que siguiendo los protocolos impuestos por Javier Duarte de Ochoa en la conformación de la misma, Miguel Ángel Yunes Linares, lo asume como propio y utiliza su “poder” imponiendo periodistas oficialistas al gobierno de Herrera Beltrán y Duarte de Ochoa. “La transición” se quedó en campaña y en la realidad, las viejas prácticas retrógradas del priísmo, se volvieron para el ejecutivo estatal panista, un uso y costumbre.

Según la Ley de la Comisión Estatal para la Atención y Protección de los Periodistas (CEAPP), publicada en la Gaceta Oficial publicada el 3 de diciembre del 2012. Dentro del artículo 5 de dicha ley, indica que esta será integrada por cuatro periodistas de “prestigiada trayectoria profesional” –cualidad que la mayoría de los comisionados no cuentan-;  dos propietarios, concesionarios o directivos de medios de información de “reconocida contribución y participación” en la función social de manifestación y publicación de las ideas –en su mayoría fueron leales al duartismo y jamás han contribuido socialmente en ningún tenor-; dos representantes de organizaciones no gubernamentales relacionadas con el derecho a la información, la libertad de expresión y el ejercicio libre y responsable del periodismo –me parece que uno de ellos era Mussio Cárdenas Arellano-; Un académico representante de la comunidad universitaria; los titulares de las dependencias responsables de la comunicación social y la procuración de justicia y por último, un secretario ejecutivo, puesto que es importante puntualizar que tampoco se cumplió, pues Jorge Morales Vázquez -al estilo como le otorgaron a José Ricardo Ruiz Carmona el nombramiento de director general de Sistema de Agua y Saneamiento-, se le dio el nombramiento por medio de dispensa, sin ser abogado titulado –pues se encuentra estudiando apenas la carrera- ni tampoco cuenta con cinco años de experiencia; pero su logro a través del “desdazo” que Yunes Linares hizo en la conformación de la CEAPP . Inconsistencias, arbitrariedades y falacias que el gobierno de la “transición” operó. Actuando exactamente igual a Javier Duarte de Ochoa –el político más repudiado por Yunes Linares junto con Fidel Herrera Beltrán y ahora, Andrés Manuel López Obrador- el gobierno panista se está rigiendo tras la misma modalidad pese las manifestaciones de inconformidad que el gremio realizó en su momento y que el gobernador del estado, simplemente al estilo de Carlos Salinas de Gortari, ni los miró ni los escuchó.

Luego del anuncio de la salida de Mussio Cárdenas, las denuncias no se hicieron esperar a una servidora sobre el modus operandi del empresario Raúl Arroniz de la Huerta, propietario de los periódicos El Mundo de Córdoba, El Mundo de Orizaba y el Mundo de Huatusco, que indicaban que no encontraban la razón de su designación como comisionado.

Un integrante de la CEAPP es seleccionado por parte del gobernador  porque supuestamente cuenta con un historial limpio y ético. Para los colegas periodistas de la zona centro –de Córdoba y Orizaba para ser precisos- la imposición de Raúl Arróniz de la Huerta, es un golpe bajo para el gremio y sobre todo una burla. Indican que este es uno de los principales violadores de los derechos de laborales de los periodistas y además, al estilo de José Abella García, orquesta una campaña difamatoria en contra de los estos para ser cesados por parte del empresario y con ello conseguir no pagarles la liquidación correspondiente que marca la Ley Federal del Trabajo.

Se sabe que Arróniz de la Huerta pretendía la candidatura a la alcaldía de Córdoba por el Partido Acción Nacional, pero se dice que Miguel Ángel Yunes Linares, gobernador del estado, al observar sus “negras pretensiones”,  le da su puestecito de consolación como integrante de la CEAPP para neutralizarlo. Pero por capacidad y congruencia no fue, pues este sujeto según las versiones de los reporteros que han sido violentados, lo único que lo mantiene “tranquilo” es estar pegado al erario público sin mover un solo dedo.

“Compañeros con más de 30 años, 25 y 20 años han sido corridos de sus medios de comunicación y a los cuales no les ha pagado ni un solo peso de liquidación y además los hostiga y obliga a firmar las renuncias como también les organiza campañas de difamación en sus empresas informativas para justificar su salida (…) Les inventa robos, o relaciones con la delincuencia organizada para violentar sus derechos laborales (…) Al estilo de José Abella García, desafortunadamente es un mal que tenemos en la zona”.

Un punto muy importante es que Arróniz de la Huerta no cuenta con título universitario, los denunciantes advierten que este señor con mucho trabajo terminó el bachillerato. “El único diploma que ha logrado, fue un diplomado signado por el Tecnológico de Monterrey, el cual se inscribió Raúl (…) Más o menos por el 2008-2009, pero quien realmente tomó dicho instrucción fue una compañera –de quién omitimos su nombre por no contar con autorización de ella para hacerlo- pero el diploma salió impreso con el de Raúl Arróniz de la Huerta (…) A ella más adelante la despidieron, igual, de mala forma (…) De eso hace más de un año cuando arribó como directora, hermana Mónica”

Indicaron que a raíz de que  Raúl Arroniz empezó a ingresar a personas como “asesores”, como Salvador Landeros –a quien le apodaban “El Bejarano”-; a un empleado del mercado, el cual vendía semillas y a raíz de sus “asesorías” se hizo millonario y otras tres personas más;  empezaron los problemas para todo el personal.

“Comenzaron las intrigas y las envidias en contra de cada uno de los colaboradores (…) El único por donde yo veo que puede haberse originado mi salida del periódico, pues no entiendo porque Raúl lo hizo (…) Otra cosa, Raúl tiene el “trauma” de que no terminó ni la prepa y como sus colaboradores estaban preparándose y varios lograron obtener el título de maestría, él se molestaba (…) No soportaba que sus empleados estuvieran mejor preparados que él”.

En fin, aquí lo rescatable de esta denuncia hecha por varios periodistas de la zona, es la forma como se conduce Arróniz de la Huerta y ahora –como en muchos casos de comisionados en dicho elefante blanco- fueron incrustados en un puesto sin tener méritos para estarlo y mucho menos, sin que hayan sido seleccionados por los integrantes de los medios de comunicación.

Pero estamos en el país y en el estado que aunque haya evidencias sobre alguien –y más si dedica a la política o se beneficiado de ella- nada sucederá por reparar la burla que esto representa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *