PIDE NARRO A YUNES LINARES INFORMACIÓN REAL

 

No sabe de dónde sacó el dato de que le hayan sido inyectados medicamentos falsos a niños

Por: Víctor Hugo Arteaga

 

HERMOSILLO, Sonora, enero 30 (RI).-El titular de la Secretaría de Salud del Gobierno Federal, José Narro Robles, advirtió que solicitará información fidedigna a Miguel Angel Yunes Linares, acerca de cómo obtuvo información de las supuestas quimioterapias fantasma que habrían causado la muerte de menores de edad en esa entidad.

 

Durante su gira el fin de semana en Sinaloa, Narro reiteró que se revisan cerca de mil 500 expedientes de tratamientos con cáncer en Veracruz, luego de las denuncias del Gobernador del Estado del 16 de enero.

 

Dijo que tras las primeras investigaciones, tampoco se ha detectado afectación a la salud de los niños, reiteró.

 

“Por ello se requerirá a las autoridades información de cómo se obtuvo el dato de que se inyectó agua destilada a los pequeños, a cuántos, a quiénes, quiénes lo hicieron y en dónde porque no hemos encontrado ninguna evidencia al respecto”, señaló el ex Rector de la UNAM.

 

La Secretaría de Salud, dijo en su visita a Sinaloa el Secretario de Salid, busca evidencias científica, técnica y documental para poder llegar a las conclusiones del caso.

 

“Desde el momento en que conocimos de una denuncia hecha pública a través de los medios de comunicación por autoridades del estado de Veracruz, tomé de inmediato la decisión de que un grupo de colaboradores precisamente de Cofepris se desplazara al estado de Veracruz”, dijo.

 

La posibilidad de que se hayan inyectado medicamentos falsos a niños en sus tratamientos contra el cáncer es cada día más lejana, según se documentan las investigaciones de autoridades oficiales y de REPORTE INDEPENDIENTE.

 

Mientras el fin de semana en Culiacán, Sinaloa, el secretario de salud del Gobierno Federal, José Narro Robles, añadió que no existen pruebas reales de que así fue, este lunes el portal Animal Político desmintió al Gobernador de Veracruz, Miguel Angel Yunes Linares, en esa teoría.

 

El 16 de enero Yunes Linares denunció públicamente que en la administración del prófugo Javier Duarte de Ochoa, a menores se les inyectaron medicamentos falsos o agua con sal a menores dentro de sus tratamientos de quimioterapias tomados en el Centro Estatal de Cancerología de Veracruz.

 

Se refirió a un medicamento, Avastín, de la marca Roche, y dijo que éste había sido falsificado e inyectado a pacientes en edad pediátrica y adultos, pero que eran falsos, según pudo descubrir con su equipo de trabajo.

 

Roche argumentó el 18 de enero mediante un comunicado, que el medicamento en cuestión no era recomendado para uso pediátrico y días después confirmó que sólo una unidad había sido destapada, pero que no se utilizó en ningún paciente en ese momento, ni tampoco después.

 

La semana pasada en la Plenaria del Partido Verde Ecologista de México (PVEM) en la Cámara de Senadores, Narro Robles, declaró que no se tenían pruebas reales de los dichos de Miguel Angel Yunes Linares.

 

El funcionario federal agregó que se cuenta con evidencia documental en actas que se levantaron entre el 2010 y 2011 sobre un producto que tenía impurezas, que fue analizado por el propio laboratorio productor de ese medicamento, el cual no está indicado para niños, detalló que se trata de un medicamento que presenta una unidad apócrifa.

 

Este lunes, Anima Político publica que al menos tres empresas acusadas por el Gobierno de Veracruz de clonar medicamentos para atender a niños con cáncer y de pertenecer a la familia del diputado veracruzano del PRI, Jorge Alejandro Carvallo Delfín, simularon competir entre ellas para repartirse contratos millonarios de suministro de medicamentos.

 

De estas tres empresas, dos fueron constituidas para giros comerciales como la importación y exportación de granos de café, o la maquila de ropa interior, y no para la producción o venta de medicamentos, describe en su reporte Animal Político.

 

Estas tres empresas, más la persona física Mirna del Rosario Díaz Sarmiento, quien ocupa diferentes cargos en las tres compañías acusadas, ganaron otros jugosos contratos mediante licitaciones abiertas y directas por al menos 93 millones de pesos durante los gobiernos priistas de Fidel Herrera y Javier Duarte.

 

“Los diez contratos documentados, que van desde 2009 hasta 2016, revelan que esta red de empresas vendió medicamentos para combatir enfermedades respiratorias y de transmisión sexual, entre otros”, explica el reporte del portal digital.

 

Pero en ningún caso se observa que las citadas compañías vendieran medicamentos contra el cáncer infantil, puntualiza Animal Político este lunes, tal y como acusó el actual gobernador panista, Miguel Ángel Yunes.

 

“En el país estamos cansados de situaciones que no deben de presentarse estamos cansados de corrupción y cansados de impunidad, tenemos que ser muy responsables y cuidadosos, porque yo puedo decir que en la mayorías de los casos se actúa con responsabilidad y que no podemos generar más desconfianza entre padres de familia que tienen niños que deben recibir una atención”, señaló Narro en Sinaloa al referirse a este tema.

1 Comment

  1. Heliodoro dice:

    Después de un mes de publicado sale elbpuñetas este a pedir información ? Es neta ?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *